domingo, 31 de diciembre de 2006

Nocheviejas

Lo que más echo de menos de cuando las navidades eran distintas: los especiales de nochevieja de Martes y Trece. Para combatiur el mono, ahí dejo un par de momentos estelares.



Con esto se convirtieron en estrellas, y todavía, 21 años adespués, se recuerda en España el famoso sketch de Encanna y las empanadillas. Y lo peor es que aunque nos lo sabemos de memoria, aún nos reímos.



Otro de sus grandes momentos

2 comentarios:

Horrach dijo...

¡¡Lo de Sabrina!! Amigo Pez, ¡¡las tetas de Sabrina Salerno es lo que quiero!! Qué recuerdos, qué tetazas, dios. Creo que fue esa noche cuando descubrí por primera vez que tenía un amiguito muy agradecido llamado Black & Decker.

El Pez Martilllo dijo...

Momentazo mítico el de la Sabrina. Sí señor. Creo que también yo me inicié en las profundidades de lo ctónico esa noche. Fue la primera vez que me descubrí bnabeando ante la visión de unas glándulas mamarias (desde entonces llevo babero, porque aunque no se vean se intuyen). Te lo dejo enlazado pa que disfrutes:

http://www.youtube.com/watch?v=9vE0Vgl5uBg

La de nocheviejas míticas que tenemos en la memoria. La última, la del año pasado, el momento tanga de la Igartiburu (desgraciadamente no lo he encontrado).

A ver qué nos depara esta noche.