jueves, 24 de enero de 2008

En el profundo pozo


Credence clearwater revival. I put a spell on you.

Algunos dicen que los golpes te ayudan a crecer, a ser más fuerte. Sí, estoy de acuerdo. ¿Pero de donde se saca la fuerza cuando estás derrotado?¿cuando se está tan en el fondo de todos los abismos que ni siquiera se ve la luz ahí arriba? Sin embargo, mejor o peor, tarde o temprano se acaba saliendo, con aturdimiento y lentitud. Parece como si en el almacenamiento de los datos en la memoria perdieran algo, como si tuvieran que adaptarse a los moldes. Y al final lo vivido queda atrás, y el recuerdo no lo convalida. Siempre nos quedará este consuelo (que, bien pensado y en buena medida, es algo aterrador).

3 comentarios:

Horrach dijo...

Está bien la versión de la Creedence de esta clásico del rock. Cuelgo otras versiones, la curiosa de Nicka Cave, y mi favorita, de Marylin Manson:

http://es.youtube.com/watch?v=2bwXkfCep1Q

http://es.youtube.com/watch?v=MPw1i9dAJiQ

El Pez Martillo dijo...

Son todas buenas versiones. Cuando la canción original es buena, es más sencillo hacer buenas versiones (aunque siempre se puede empeorar, claro). La original es esta, del peculiar Screamin'Jay Hawkins, año 1957:

http://es.youtube.com/watch?v=mR81PGlBeqE

Horrach dijo...

Sí que es peculiar el Hawkins. Recuerdo que Cave tocó algún concierto con él y no sé qué pollo montó el hombre. También lo recuerdo en 'Perdita Durango' del Álex de la Iglesia, bastante tronado.