martes, 13 de septiembre de 2011

Desconocido

Llega un punto en que echas la vista atrás, y ya no te reconoces en aquel que eras. Ni en los gustos ni en muchos rasgos. Sientes una fractura, que aquel y tú no sois la misma persona, y si lo sois es por algunas continuidades cada vez más tenues. Entonces te preguntas cómo has podido llegar hasta el ahora. O cómo es que pudiste haber sido de aquella manera en cierta ocasión. Y al fondo, la intuición que de alguna vez revisarás con idéntica extrañeza ese momento de sentirte un desconocido.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...