sábado, 8 de agosto de 2009

Un paso de cebra


Los pasos de cebra tienen algo especial. En primer lugar, son una yuxtaposición. En ellos se cruzan el mundo de los vehículos y el de los peatones. Por otra parte, están ritualizados: hay que pararse y esperar al semáforo (en medio de la febril actividad urbana, obligan a la quietud, tanto a coches como a viandantes), o, si no lo hay, mirar a los lados. Eso por no hablar del diseño, esas rayas blancas y negras, que tientan a cruzar pisando sólo uno de los colores (yo prefiero no pisar las bandas blancas). Todo contribuye a que los pasos de peatones tengan un aura distinta y especial dentro del paisaje de la ciudad.

Por eso no es de extrañar el poder icónico de la improvisada fotografía que sirvió de portada al álbum Abbey Road de los Beatles (interesante trabajo, último que grabaron pero penúltimo en publicarse, en que encontramos joyas como Something y Here comes the sun de Harrison, o la oscura, caótica, misteriosa y bluesera-casi progresiva I want you (She's so heavy) de Lennon, que es la última canción en la que los cuatro trabajaron juntos), imitada y parodiada hasta la saciedad. Y que hoy cumple 40 años.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...