domingo, 22 de febrero de 2009

Ecos de Carnaval

6 comentarios:

Horrach dijo...

¡¡Madre mía!!, se ha atrevido. Buffffff, esto significa un antes y un después, ha traspasado usted un dique decisivo. Nada volverá a ser, nunca, como antes...

El Pez Martillo dijo...

¿Me he atrevido a qué? ¿a publicar la foto, o a ponerme ese tanga que los alfa me regalaron para el evento y que tanto me favoreció? La pena es que no se podrá volver a repetir la ocasión, porque, no me pregunte cómo, lo perdí.

Espero seguir contando con su amistad, a pesar de todo.

Un saludo.

kizithia dijo...

Que valiente has sido publicando tu foto pensaba no lo harias. Que te harian durante la noche que llegaste sin ese tanga tan favorecedor.

El Pez Martillo dijo...

Oiga oiga, que si no he publicado ninguna foto mía hasta el momento no es por cobardía, sino por política del blog. Me he decidido a colgar esta por lo favorecido que salgo, sabiendo que las admiradoras van a surgir de debajo de las piedras (sobretodo tras el resultado del otro día...). Del tanga no recuerdo nada, pero no me extrañaría que un día de estos se subaste en eBay, y, modestia aparte, seguro que a muy alto precio...

Horrach dijo...

Pues sí, de no colgar nunca una foto de su irresistible porte a decidirse al final por esa espectacular foto, la verdad es que da que pensar. ¿Cuál es el auténtico Pez: éste o el que rehuía los flashes?

El Pez Martillo dijo...

En el fondo, Pez no ha dejado de rehuir los flashes, puesto que en la foto publicada está convenientemente camuflado por su disfraz y su maquillaje.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...