lunes, 30 de junio de 2008

La cicatriz


Las cicatrices son heridas curadas, ya resueltas. Pero no dejan de ser huellas que muestran por donde brotó una vez la sangre y por las que se nos escapó algo de vida. También son puntos débiles, susceptibles de ser reabiertas, sobretodo cuando aún están frescas. Y aunque sean viejas, algunas noches frías todavía se resienten.

11 comentarios:

Horrach dijo...

Amo las cicatrices.

Sí, hoy toca confesión: me dan un morbo sexual tremendo las cicatrices, aunque después la belleza de cada una depende de su forma, su textura, su colocación etc. Será por cosas así que me chifla el cine de chapetados como Cronenberg.

Le dejo una reflexión sobre las heridas que escuché en la soberbia película 'Sans soleil' de Chris Marker:

"¿Quién ha dicho que el tiempo cura todas las heridas? Sería mejor decir que el tiempo cura todo menos las heridas. Con el tiempo, el dolor de la separación pierde sus límites reales. Con el tiempo, el cuerpo deseado pronto desaparecerá, y si el cuerpo que desea ha dejado ya de existir para el otro, entonces, lo que queda es una herida… sin cuerpo".

shalom

femme fatale infiltrada dijo...

Pues voy a aportar mi granito de arena. Hay una canción de El Canto Del Loco que se llama "Un millón de cicatrices"... Aquí os lo posteo, para que lo escucheis y lo veais...
La canción:
http://www.youtube.com/watch?v=DajB59a73Xc&feature=related
ECDL en directo: http://www.youtube.com/watch?v=7UIQLFtR8Bw

... Espero que os guste!!! Pop español a topeeee!!!

PENSADORA dijo...

Yo tengo unas cuantas cicatrices, interiores y exteriores... vaya a saber usted cuáles duelen más.
A veces, hay que dejar que las heridas se abran para que respiren y se curen mejor.
Palabra de pensadora.

El Pez Martillo dijo...

Horrach, hay cicatrices muy sugerentes, lo reconozco yo también. Y también es muy interesante esa cita que nos regala. Siemkpre he tenido mis dudas sobre eso de que el tiempo todo lo cura. En todo caso, lo único que hace es irlo cambiando.

Femme, me va usted a perdonar, pero es que no soporto a el canto del loco (ni su música insulsa ni al idiota de su cantante). En general no me gusta eso que llaman pop español.

Pensadora, a eso de abrir las heridas para que curen mejor, en el argot sanitario lo llamamos "cicatrizar por segunda intención". En cualquier caso, las cicatrices quedan ahí. Y yo también tengo algunas cicatrices, exteriores e interiores.

Saludos a tod@s.

femme fatale infiltrada dijo...

Tiene que haber de todo en esta vida, no? Además, la perfección es imposible, y por algún sitio debía estar mi tara, jejejjeje! En fin, para gustos colores. A pesar de ello, muchos besos.

Sobre cicatrices... ¿quién no tiene alguna? El que no tiene ninguna es que no ha vivido lo suficiente... Las cicatrices físicas son marcas que duran toda la vida,aunque a veces uno se olvida de que las tiene. Pero las del alma... las del alma son tan profundas que no puedes olvidarte de ellas, aunque los demás no se den cuenta..

El Pez Martillo dijo...

Femme, la perfección no está, desde luego, en El canto del loco. Y esperemos que la única tara que usted posea sea esa.

Para gustos colores, dice usted, y yo digo que para colores el color caca.

Las cicatrices del alma a veces también se olvidan, aunque siempre estén ahí.

Stones dijo...

Las cicatrices interiores son las que más duelen y más tardan en curar, al menos en mi caso. Las exteriores pasan a formar parte de nosotros mismos. Solo tengo 3 exteriores una en la mano derecha de un accidente de coche a los 17, otra en la barbilla que me caí en un banco con apenas 6 años y otra en la ingle izquierda que me hicieron una cirugía hace unos 6 años. Esas curan con antiinflamatorios y unas cuantas visitas al médico, las de dentro, hay algunas que han tardado mucho en cicatrizar, algunas con muchas lágrimas. Ojala hubiera medicamentos para esas otras heridas....

El Pez Martillo dijo...

Stones, rebienvenida al espejo, que hacía tiempo que no dejaba algún comentario.

En realidad, todas las cicatrices son parte de nosotros mismos. Y no tengo muy clara esa distinción entre lo interior y lo exterior, no al menos que sea tan tajante como se parece deducir de nuestras palabras. Por otro lado, ya les gustaría a muchos que hubiera medicinas pàra esas heridas de adentro, aunque, por su naturaleza, dudo que eso sea posible, y si lo es, me temo que tan sólo serán parches.

Saludos.

Tona dijo...

uy¡¡ como estáis???

las cicatrices a veces curan más rápido o más lento, pero terminan resolviendose la mayoria.

Las que no curan terminan con nosotros, da igual que sean físicas o de las otras.

Y como habeís comentado las heridas forman parte de la vida misma,eso creo yo
saludos

El Pez Martillo dijo...

Hola Tona, bienvenida a este humilde espacio y gracias por comentar.

Me parece que nos hemos armado un taco gordo con todo esto. Releyendo los comentario, parece que confundimos las heridas con las cicatrices, y no son exactamente lo mismo. Es cierto que algunas heridas no dejan cicatriz, pero si es así, tal vez no merezcan el nombre de heridas.

Anónimo dijo...

En este blog te han copiado, a ti y a otros trescientos mil y además con bastanta mal gusto.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...