jueves, 24 de agosto de 2006

Conspiranoia


Hay que ver lo que la mente llega a crear en según que menesteres. Estoy pensando principalmente en los amorosos. La de interpretaciones forzadas y reforzadas que podemos inventar para mantener nuestras esperanzas o para sufrir. En esos momentos estamos en una especie de hipersensibilidad a cualquier estímulo.

"Hoy me ha so nreído. Eso es que le gusto (un poco, o al menos le caigo bien, porque si no, no sonreiría como lo ha hecho)".

"Aquello que me dijo, tal vez era una forma sutil de haceme entender cierta disposición hacia mí".

"Está muy simpática con ese tío. Mmmm. No me gusta su forma de hablar con él. Ay, que me acaba fastidiando todo el trabajo que estoy haciendo. Pero ella es lista y seguro que se acabará dando cuenta de que yo valgo más la pena".

Delirios y humo, porque en realidad ni siquiera te ve como amigo, simplemente es que es muy maja y es así con todo el mundo. Lo que sí es verdad, es que se acabará yendo con el otro, dejándote con dos palmos de narices, y dando alas a tus conspiranoias.

2 comentarios:

Cvalda dijo...

Quizás, puede que no ahora, pero sí en otro momento, lo mismo le pasó a alguien que se fijó en ti...no sirve de consuelo, pero a mi me hace pensar que otros días llegarán...

En cualquier caso, la esperanza es lo último que se pierde, o eso dicen (ah, ¿pero existe?)

El Pez Martilllo dijo...

En efecto, otros días llegarán...
Pero cuando lleguen, que se hagan notar, porque ya está bien de hacer el tonto. Pero resulta que los tontos hacemos el tonto. Y sólo una tonta puede fijarse en mí.

Nota para posible entrada: cuando alguna chica se fija en mí, es que tiene algún problema. Es desesperanzador, pero de cada vez estoy más convencido.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...